Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 31/01/08

A cada trabajador español, sobre todo si es pensionista “de gama alta”, funcionario o trabajador de clase media-baja, el estado le despoja, mensualmente, de “una pasta” que al gobierno de turno le sirve para pagar todos los servicios básicos: enseñanza, sanidad, infraestructuras, y hasta, además de un largo etcétera, a los que matan, multan o desprecian a ciudadanos libres en nombre de su particular modo de entender la libertad, -al modo del hombre de las cavernas-, desde que gobierna Zapatero.

Impuestos tan exagerados que, a pesar del despilfarro excesivo e insensato de quienes administran nuestros bienes comunes, las más veces, del modo menos eficiente posible, han generado un excedente o superávit con el que nuestro “talantudo” Z ha decidido ejercer la caridad que, en su caso, no podrá ser entendida como cristiana, de un modo aleatorio que, casualmente, tampoco revertirá en los más pobres, puesto que hasta las primeras fortunas del país, -Amancio Ortega, Emilio Botín, los progres de la farándula (Bardén, Sardà, Sabina, Ana Belén…)- recibirán su paguita-aguinaldo electoral.

Y el asunto, viniendo, como viene, de un dirigente, -es un decir-, que está destrozando, con gran eficacia, a la sufrida clase media española por el método “antibandoleresco” de robar a los pobres para entregárselo a los ricos, ha alterado, incluso, al cuerpo de Inspectores de Hacienda, hartos ya de los saltitos histéricos, sobre la cuerda floja del dinero público, de ese payaso de la política, de ese inmoral y desaprensivo, de ese “kamikace” por cuenta ajena que es, en realidad, Rodríguez Zapatero. Porque, naturalmente, con tanto asalto a la diligencia cargada de ahorros de quienes no frecuentan los bares que sí llenan sus beneficiados, los mencionados funcionarios de la Hacienda pública están hasta los manguitos de la burocracia periódicamente alterada.

Estas caridades con dinero público, señor Z, ni son éticas ni son estéticas ni merecerán ser cantadas en coplas por las tonadilleras del futuro, como las de los bandidos de Sierra Morena. Espero que este pueblo demuestre, con su voto, en la próxima convocatoria electoral, que, como dijo el poeta: “No es un pueblo de bueyes”.

Entre sus mentiras, hasta reconocidas, sus despilfarros, sus inutilidades y la chulería de aliarse con todos los enemigos de España, ha logrado usted superar cualquier listón de incompetencias gobernantes que pudiéramos recuperar en una puesta al día de la memoria histórica que se remontase al tiempo de nuestros tatarabuelos.

Mª Jesús González

Anuncios

Read Full Post »